miércoles, 14 de julio de 2010

Un año sin humo



Hoy hace un año que dejé de fumar.

No lo considero ninguna proeza, en absoluto. Si no lo hice antes fue por absoluta falta de voluntad (y no por falta de información o antecedentes fatídicos en la familia).

No hacen falta ni métodos ni nada, solamente estar convencido. Un poco (quizá un poco más que un poco) de voluntad. Y quizá una "excusa". No está mal buscar una "excusa" si es para ayudar a dejar de fumar. Mi excusa fue saber que venía a Kuala Lumpur. En ese momento dejé de fumar. ¿Relación entre lo uno y lo otro? Ninguna. Ni falta que hace. Quizá el hecho de que lo que usé a modo de "excusa" me hiciese ilusión, ayudó bastante.

Como tampoco tengo ninguna intención de crear ningún récord y llegar a decirle a mis nietos "llevo 60 años sin fumar un cigarrillo", hoy me he fumado un cigarrillo.
¿Loco? No lo creo. Sigo estando convencido de lo malo que es fumar, tanto como antes de dejarlo, y tanto como después de dejarlo. Si me lo he fumado ha sido para ver qué sensación me producía, un año después.

No puedo decir que me gustase ese cigarrillo; se me hacía extraño tenerlo en la mano, y ese gusto en la boca.
Pero tampoco puedo decir que me disgustase del todo. Esa es la maldición que tendremos para siempre los ex-fumadores. No creo que llegue el día en que sienta completa repulsión por el tabaco.

Ojalá mis hijos entiendan en su momento que si empiezan a fumar, estarán cometiendo uno de los peores errores de su vida. De todas formas, yo no se lo prohibiré; igual que yo lo hice en su momento, quizá ellos quieran probar (o quizá no). Cada uno tiene que cometer sus propios errores, aunque sea conociendo las consecuencias.


Hoy hace un año que dejé de ser fumador asiduo. Y espero no volver a serlo nunca.


2 comentarios :

Natália dijo...

Wow! The new design is super cool! And, well, congratz anyway for the non-smoking 1 year. =)

Reena dijo...

Bien por ti! y mola el nuevo disenyo, pero me va un poco lento